Press ESC to close

El truco para acabar con las ratas en el jardín: este truco natural las hace huir

¿Has descubierto ratas en tu jardín? Aparte del miedo y el asco que despierta su presencia, estas plagas pueden causar muchos daños en tu jardín. Afortunadamente, existen 3 soluciones naturales y efectivas para mantenerlos alejados de tus espacios exteriores. Te lo contamos todo.

¿Qué atrae a las ratas a un jardín?

Sabías ? Las ratas son omnívoras. ¡Así comen un poco de todo! Y si se sienten atraídos por su jardín, es principalmente porque encuentran allí una fuente abundante de alimento. Pueden ser semillas, frutas, verduras dispuestas en ciertos rincones de vuestro exterior. Lo que coman dependerá en particular de lo que encuentren en su camino. También pueden alimentarse de gusanos, pequeños insectos y pequeños pájaros. Las ratas también se refugian en el jardín para mantenerse a salvo de los depredadores y el mal tiempo.

¿Cómo ahuyentar a los roedores de forma natural y rápida de tu jardín? 3 técnicas para ratas, topos y ratones

Entre los signos que revelan la presencia de estos roedores encontramos: marcas de mordiscos, restos de orina o grasa en las paredes y excrementos. Si aún no han establecido un nido en su jardín, debe actuar rápidamente para hacer que su entorno sea menos atractivo. Aquí hay algunas técnicas preventivas para aplicar . ¡Funcionará seguro!

1. Para deshacerte de ellos, elimina las fuentes de alimento: compost, semillas y nueces.

Rata en un montón de compost

Como ves, lo primero que atrae a los roedores al jardín es la comida. Ya sean restos de plantas, comida para animales de un montón de compost, semillas o bulbos de flores, no debe dejarse nada a su disposición. Asegúrese de mantenerlos alejados de cercas y paredes y use pequeñas cantidades para no ensuciar. Además, puede proteger los contenedores de almacenamiento con alambre de tejido apretado. Si también tienes árboles frutales, recuerda recoger todo lo que caiga de tu árbol. Al eliminar también todas las fuentes de agua que pueden satisfacer su sed, ¡ los roedores ya no podrán acercarse a su jardín!

2. Tapa cualquier agujero que pueda servir de refugio a las ratas

nidos de ratas

Otra mala noticia: a las ratas les encanta el desorden. No dudan en hacer su nido en los rincones más recónditos de tu jardín. Por lo tanto, para evitar que se refugie allí, asegúrese de que se mantenga bien con regularidad. ¡Descúbrelo tanto como sea posible! No dejes palés o cajas de madera tirados en la terraza y no dudes en cortar el césped y cortar las plantas. También es importante cerrar todos los huecos en los suelos y paredes del jardín así como las tuberías abiertas. Además, siéntase libre de mover las cosas en su jardín. Las ratas son “neofóbicas”, es decir, no les gusta sentir cambios. ¡Al proceder de esta manera, no tendrán el coraje de avanzar hacia un territorio desconocido!

3. Usa repelentes de aceites esenciales para repelerlos de una vez por todas

Aceite esencial vertido en un recipiente

Las ratas tienen un sentido del olfato muy desarrollado. Así que no hay nada como los olores fuertes para mantenerlos alejados.de tu jardín Algunos aceites esenciales son muy efectivos para ahuyentarlos de tu hogar. Dar preferencia a los aceites como menta, limoncillo, eucalipto. Echando unas gotas en estado puro sobre los rincones frecuentados por las ratas, conseguirás evitar que hagan su nido en tu jardín. Alternativamente, empape algunas bolas de algodón en el aceite esencial de su elección y colóquelas en las áreas por donde pasan estos invasores. También puede usar especias trituradas como chile en polvo. Y eso no es todo: las ratas odian el olor a vinagre. No dude en verterlo en sus lugares de paso en cuanto aparezcan en su alojamiento.

Y ahora, para eliminar las ratas de tu jardín, debes jugar absolutamente la carta de la prevención. ¡Sigue estos pocos consejos sabiamente para evitar que causen estragos!