Las manchas de café, té, zumo de frutos rojos o chocolate penetran profundamente en las fibras del tejido, pero esto no significa que no se puedan eliminar. Hay muchos productos para el hogar a la venta, pero no son los más baratos y no todo el mundo puede tolerar el fuerte olor a productos químicos. Hoy me gustaría compartir con vosotros una receta de un quitamanchas ecológico que eliminará fácilmente cualquier mancha.

Quitar las manchas rebeldes

Muchas amas de casa modernas confían en los quitamanchas caseros. ¡Después de todo, puedes prepararlos sin salir de casa y no habrá olor!   Se ha demostrado que el bicarbonato de sodio, el ácido cítrico, el vinagre y el jabón para platos son eficaces para combatir las manchas.

El bicarbonato de sodio y el vinagre de mesa se encargan de abrillantar y suavizar los textiles. Esta combinación se adapta a la mayoría de los productos que se encuentran en el estante de la cocina. El ácido cítrico potencia el efecto blanqueador. Eso sí, mucho cuidado con la ropa de colores para que no pierda su color. El líquido para lavar platos elimina fácilmente las manchas de comida grasosa, las manchas amarillas de sudor y el desodorante.

Una receta brillante para quitar las manchas.

Entonces necesitamos cuatro ingredientes: bicarbonato de sodio, ácido cítrico (se puede sustituir por jugo de limón recién exprimido), vinagre y 3 cucharadas. cucharadas de jabón para platos.   Cogemos un recipiente pequeño y conectamos todos los componentes en una proporción de 1:1. Mezclar todo bien.

Te darán una pasta espesa que aplicarás sobre la mancha y frotarás en el área contaminada durante un minuto. Déjalo así durante 15 minutos y luego lava la ropa. No quedan rastros de manchas.

Las manchas de café, té, zumo de frutos rojos o chocolate penetran profundamente en las fibras de los tejidos, pero eso no significa que no puedan eliminarse.-3

Este quitamanchas es completamente natural; No cambia ni destruye la estructura del tejido. Ahora ya no tendrás que guardar tu camiseta favorita o tu camiseta manchada en el estante trasero de tu armario. ¡Siéntete libre de usar ropa limpia y blanca como la nieve!