A principios de primavera empezamos a preparar plántulas de algunas hortalizas. Para que las plántulas jóvenes crezcan sanamente, se les deben proporcionar las condiciones adecuadas, como temperatura, humedad e iluminación. Sin embargo, hay situaciones en las que las semillas sembradas no germinan, a pesar de las condiciones ideales de crecimiento y desarrollo. ¿Cuáles son las razones de esta condición?

Hay múltiples razones para esto.   Algunas semillas tienen una cáscara dura que dificulta la germinación. Las condiciones en las que se almacenaron las semillas también influyen en la germinación. Es importante proporcionarles la temperatura y humedad adecuadas.

Además, el sustrato para la plantación es de gran importancia. Si el suelo está demasiado compactado y húmedo, las semillas no germinarán. Un ambiente adecuado para la producción de plántulas debe ser bien drenado, moderadamente húmedo y rico en nutrientes. La profundidad de plantación también influye. Las semillas no deben colocarse demasiado profundas en el suelo: cuanto más profundas son, más lento crecen. Es más probable que las semillas más pequeñas se siembren a poca profundidad, mientras que las semillas más grandes tienen una mayor capacidad de atravesar el suelo.

¿Qué tengo que hacer para que las semillas germinen?

Para disfrutar de una rápida germinación de las semillas, simplemente prepare un activador de crecimiento casero.   Para ello, añade 3-4 gotas de yodo y una pizca de ají molido a medio litro de agua caliente.   Mezcla bien los ingredientes, deja enfriar la mezcla y luego riega la tierra con las semillas. Luego se debe cubrir la maceta con las semillas con papel de aluminio.   Esta mezcla estimula el proceso de germinación de las semillas, haciendo que germinen rápidamente (en 3-4 días).

Esta solución casera de yodo y pimienta molida también se puede utilizar para regar la tierra antes de plantar las plántulas en el suelo para estimular su crecimiento.

Si aún tienes semillas caducadas, prepara en casa un activador con una concentración más débil (1 gota de yodo y una pizca de pimienta). Remoja las semillas antes de sembrar y germinarán en poco tiempo.